ahorrar-cambiando-fechas-vacaciones

Cómo ahorrar dinero y evitar aglomeraciones cambiando las fechas de tus vacaciones

¿Te gustaría viajar más y gastar menos? ¿Te molestan las multitudes y las colas cuando viajas? Si la respuesta es sí, este artículo te interesa. Se puede ahorrar cambiando las fechas de las vacaciones, dinero, colas, aglomeraciones, etc. Si hace unos días te hablaba de como ahorrar en tus vacaciones con actividades dentro de la propia ciudad en la que vivas, hoy te hablaré de cómo puedes ahorrar dinero y evitar aglomeraciones cambiando las fechas de tus vacaciones.

Por qué cambiar las fechas de tus vacaciones

La mayoría de la gente suele viajar en los mismos meses del año: agosto, diciembre, semana santa… Estas son las épocas de mayor demanda turística, lo que significa que los precios de los vuelos, los hoteles y las actividades se disparan. Además, los destinos se llenan de gente, lo que hace que la experiencia sea menos agradable y más estresante. Sin embargo, la ciudad (sobre todo si no es costera) se queda vacía, momento ideal para utilizar los consejos que te di para Ahorrar en vacaciones sin salir de la ciudad.

En España al menos, el mes preferido por todos suele ser agosto, aunque con excepciones, claro está, por lo que al llegar este mes del verano nos encontramos los aeropuertos llenos, nerviosismo por doquier, aglomeraciones en los trenes, etc. Sin embargo, si eres flexible y puedes viajar en otros meses del año, podrás ahorrar mucho dinero y disfrutar más de tus viajes.

Por ejemplo, si quieres ir a Nueva York, los precios son desorbitados en agosto, los hoteles están llenos y hay colas para todo. Pero si cambias el mes a julio o septiembre, el ahorro es considerable y podrás aprovechar mejor la ciudad.

Esto no solo se aplica a los destinos lejanos, sino también a los cercanos. Por ejemplo, si quieres ir a la playa en España, en agosto te encontrarás con los precios más altos y las playas más abarrotadas. Pero si vas en junio o septiembre, podrás disfrutar del buen tiempo, el mar y la tranquilidad por mucho menos dinero.

Cómo elegir las mejores fechas para tus vacaciones

Hace unos años me paso esto mismo. Queríamos hacer el viaje de novios aprovechando un dinero inesperado y yo solo tenía días en agosto. Finalmente, nos fuimos en julio, porque fue cuando pude cambiar unos días, y el ahorro nos permitió darnos más caprichos en la ciudad que nunca duerme. Pero si nos hubiéramos ido en septiembre, el ahorro habría sido mayor.

Solo por cambiar ese mes, en vez de hacer escala, fuimos en vuelo directo, en lugar de un hotel alejado (Nueva Jersey), estuvimos en pleno Central Park (Manhattan), estuvimos dos días más y nos compramos regalos que de otra forma no habría sido posible.

Para cambiar las fechas de tus vacaciones y ahorrar dinero y evitar aglomeraciones, tienes que tener en cuenta varios factores:

  • El clima del destino: No tiene sentido ir a un lugar cuando hace mal tiempo o cuando hay riesgo de desastres naturales. Por ejemplo, no es buena idea ir al Caribe en plena temporada de huracanes o a Escandinavia en pleno invierno. Busca información sobre el clima del destino que te interesa y elige la mejor época para visitarlo.
  • El calendario festivo: Algunos países o regiones tienen festividades locales o nacionales que pueden afectar al precio y la disponibilidad de los servicios turísticos. Por ejemplo, no es buena idea ir a China durante el Año Nuevo Chino o a Brasil durante el Carnaval. A menos que quieras vivir esas fiestas, claro. Busca información sobre el calendario festivo del destino que te interesa y evita las fechas más concurridas.
  • El presupuesto disponible: Dependiendo del dinero que tengas para viajar, podrás elegir unas fechas u otras. Por ejemplo, si tienes un presupuesto ajustado, quizá te convenga viajar en temporada baja o media, cuando los precios son más bajos. Pero si tienes un presupuesto amplio, quizá puedas permitirte viajar en temporada alta o aprovechar alguna oferta de última hora.
  • La flexibilidad laboral: Otro factor importante es la flexibilidad que tengas en tu trabajo para elegir tus vacaciones. Si tienes que pedir permiso con mucha antelación o si tienes que ajustarte al calendario escolar de tus hijos, quizá no puedas cambiar mucho las fechas de tus vacaciones. Pero si tienes más libertad para elegir tus días libres o si puedes teletrabajar desde cualquier lugar, quizá puedas aprovechar las mejores oportunidades para viajar.

Consejos para planificar tus viajes en primavera y otoño

ahorrar-cambiando-fechas-vacaciones

En mi opinión, las mejores épocas para viajar son primavera y otoño, aunque esto puede variar en función del destino elegido. Estas estaciones suelen tener un clima agradable, menos turistas y precios más bajos que en verano o invierno. Si quieres ahorrar dinero viajando en estas épocas, te voy a dar unos consejos de cara a que planifiques tus viajes:

  • Evita las fechas festivas. Si tienes que viajar para Navidad, Año Nuevo, Reyes o Semana Santa, intenta hacerlo antes o después de las fechas más demandadas. Por ejemplo, viajar el mismo día de Navidad o de Año Nuevo suele ser más barato que hacerlo unos días antes o después.
  • Elige el mejor día de la semana para viajar. Según Skyscanner, el miércoles suele ser el día más barato para iniciar un viaje, mientras que los lunes, los viernes y los fines de semana suelen ser los más caros. Si puedes ser flexible con tus fechas, podrás ahorrar mucho dinero en tus vuelos.
  • Busca códigos de descuento. Antes de comprar tus billetes por Internet a través de webs como Atrapalo, eDreams u otras, busca en Google si hay algún código de descuento disponible para esa web. A veces puedes encontrar códigos que te ahorran unos euros en tu compra.
  • Viaja a destinos económicos. Para ahorrar dinero viajando, elige también lugares en los que la moneda de tu país tenga un cambio favorable. Los destinos favoritos para mochileros en este sentido son México, Tailandia y Vietnam: todos suelen tener un cambio de divisa positivo para ti que hará que te sientas mucho más relajado durante tu estancia.
  • Sé flexible con tu alojamiento. Si no te importa renunciar a algunas comodidades, puedes ahorrar mucho dinero en tu alojamiento. Algunas opciones son acampar, alojarte en habitaciones compartidas o hacer couchsurfing.

Ventajas de viajar en temporada baja

Además de ahorrar dinero y evitar aglomeraciones cambiando las fechas de tus vacaciones, también puedes disfrutar de otras ventajas que te voy a contar a continuación:

  • No tendrás problemas en el trabajo: Como la mayoría de la gente quiere viajar en los meses típicos, seguro que te resulta fácil cambiar o elegir los meses “no habituales” para tus vacaciones. Así podrás evitar conflictos con tus compañeros o jefes y disfrutar de tu tiempo libre sin estrés.
  • Los precios del destino serán más bajos: En los principales destinos turísticos suelen subir los precios de cara a los turistas, sobre todo en alojamiento, transporte y actividades. Si viajas en temporada baja, podrás encontrar ofertas y descuentos que te permitirán ahorrar aún más.
  • El clima será más estable: Aunque depende del lugar al que vayas, en general las estaciones intermedias suelen tener un clima más agradable que el verano o el invierno. No tendrás que soportar el calor sofocante ni el frío extremo, y podrás hacer más planes al aire libre.

En resumen…

En el tema de las vacaciones, es esencial planificarlas con antelación y ser un viajero flexible para poder obtener los mejores precios. Como has visto, cambiar las fechas de tus vacaciones puede ser una forma muy inteligente de ahorrar dinero y disfrutar más de tus viajes. Solo tienes que planificar con antelación, ser flexible y buscar las mejores opciones para tu destino.

Un viaje en agosto al mismo sitio y los mismos días puede costarte un 20-40% más caro que si lo haces en febrero. Las 2 cosas que más disparan los precios son las fechas y el tipo de alojamiento. No se trata de ser ávaro ni mezquino, no es ser “lonchafinista”, sino disfrutar y pensar en grande, pero, ¿por qué pagar 1000 si puedo hacerlo por 600? Planifica bien los gastos antes del viaje y establece un presupuesto diario. 

Por supuesto, una vez decididas las fechas, utiliza un comparador de Viajes para que ahorres más aún. ¿Se te ocurre algún truco más para Ahorrar cambiando las fechas de las vacaciones?


Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *